Ir al contenido principal

Entradas

Destacados

NAUFRAGIO DE UN LIBRO

Es curiosa la vida de algunos libros, la de aquellos que recorren el mundo de mano en mano, de maleta en maleta, de ciudad en ciudad; tan diferente de la de otros que apenas salen de la imprenta y hacen su primer y última parada en la estantería de una librería o en la repisa de algún lector perezoso y aburrido que condena sus libros a ese silencio.
En el corporativo en el que trabajo, desde hace algún tiempo abrieron -con muy poco éxito- un espacio dedicado a lectores. Un librero comunal, por decirlo así, al que cualquiera puede acercarse a dejar un libro para que otros lo tomen, lo lean  y devuelvan. A su vez, la invitación es contribuir con algún libro que pudiera sucitar el interés de algún lector curioso. Pero la realidad es que apenas si se han acumulado libros ahí; más bien me da la impresión de que el espacio se ha convertido en un botadero en el que los empleados han encontrado un lugar digno para deshacerse de algunos libros que les estorban en casa. De ahí que haya poca lit…

Entradas más recientes

EN EL NÚCLEO FAMILIAR: LAS CORRECCIONES DE JONATHAN FRANZEN

CLÁSICOS PARA CONTEMPLAR Y LEER

EL ARTISTA QUE VOLVIÓ A SONREÍR

VOYEURISMO ÉPICO

EL TRIUNFO DE LA ESTUPIDEZ

EL RITUAL DE LA TINTA (MONTBLANC M)

MÁS VALE MUERTO

CARTA DE AMOR A ORIENTE

POR QUÉ DOWNTOWN ABBEY

TAN POCA VIDA: PLANA, PREDECIBLE E INVEROSÍMIL